Click acá para ir directamente al contenido
REPÚBLICA DE CHILE
DIARIO DE SESIONES DEL SENADO
PUBLICACIÓN OFICIAL
LEGISLATURA 358ª
Sesión 58ª, en miércoles 6 de octubre de 2010
Ordinaria
(De 16:20 a 19:44)
PRESIDENCIA DEL SEÑOR JORGE PIZARRO SOTO, PRESIDENTE
SECRETARIO, EL SEÑOR JOSÉ LUIS ALLIENDE LEIVA, SUBROGANTE
____________________
AUMENTO DE SUBSIDIO NACIONAL TRANSITORIO A TRANSPORTE PÚBLICO REMUNERADO DE PASAJEROS


La señora RINCÓN.- Señor Presidente, efectivamente -como se ha señalado-, existe el Protocolo de Acuerdo Político sobre el Transporte Público, que se suscribió el 14 de septiembre del año en curso.
La Concertación de Partidos por la Democracia solicitó al Gobierno -más bien, le exigió- sentarse a conversar sobre las platas del Transantiago y el marco regulatorio del transporte público concesionado. El Ejecutivo envió a tramitación dos proyectos de ley sobre tales materias: uno, a la Cámara de Diputados, y el otro, a esta Corporación.
Instalamos esa mesa de negociación y, después de largos debates, en los que participaron todas las colectividades políticas de la Concertación -incluido el Senador Letelier, en representación del Partido Socialista-, se llegó a un acuerdo. El día "D", cuando este se adoptó, el Senador socialista Juan Pablo Letelier -mi amigo- no estaba presente en la sala, pero sí, la jefa del Comité Socialista de la Cámara de Diputados, Denise Pascal.
El acuerdo se firmó en esa Corporación.
Pero lo más importante es que el Gobierno ha honrado los compromisos que suscribió con nosotros, tanto en lo concerniente al proyecto de ley que hoy día nos ocupa, como en lo relativo a la iniciativa que fija el marco regulatorio del transporte público concesionado, que se analiza en la Comisión de Transportes del Senado.
Se han incorporado cada una de las exigencias que hicimos en el ámbito laboral. Y también se recogieron las modificaciones que el Ministerio del ramo tuvo que llevar a cabo al corregir la implementación del transporte público durante el Gobierno de la Presidenta Michelle Bachelet.
Es más, señor Presidente, durante la discusión de esos dos asuntos se puso término a la Comisión investigadora de la Cámara Baja que se formó para indagar en esta materia sobre la gestión de la Administración de la Presidenta Bachelet y de quien fuera su Ministro de Transportes, el señor René Cortázar. Lo resuelto ahí se acordó en forma unánime. Y no se imputó responsabilidades a dicho Secretario de Estado. De hecho, se reconoció la excelente labor desarrollada por él para sacar adelante los innumerables errores del Transantiago.
Nosotros -me incluyo como representante de Regiones- exigimos al Gobierno que en este proyecto se repusieran los fondos que no fueron entregados a las Regiones -¡infracción a la ley, señor Presidente!-, producto del terremoto. Y el Ejecutivo accedió a nuestro planteamiento. No solo eso: adelantó la entrega de ellos. Porque en la propuesta original -les consta a quienes trabajamos en el acuerdo- esos dineros estaban diferidos para los años 2016, 2017 y 2018. Ello se rectificó, retrotrayendo la distribución de recursos a partir del año 2011 en adelante, en sumas iguales.
Además, en esa discusión se consultó qué pasaba con las platas acordadas por ley en la Administración anterior en materia de chatarrización y subsidio al transporte escolar. Tales dineros, a la fecha, no han llegado a las Regiones. ¡No han llegado en este Gobierno, señor Presidente! Se acordó incorporar tales recursos -así quedó estipulado en la iniciativa- a contar del año 2011 en adelante.
Por otro lado, pedimos al señor Ministro de Transportes que el Protocolo de Acuerdo forme parte de la historia de la ley. Y se agregará así en las actas de la discusión parlamentaria.
Señor Presidente, a mí también me hubiese gustado que los 400 millones de dólares -cifra similar a la solicitada para el transporte público de Santiago- se incorporaran inmediatamente a todas las Regiones del país. Pero quienes hemos estado a cargo de la administración de gobiernos regionales sabemos que es imposible ejecutar un presupuesto de tal magnitud en un año calendario.
Además, reconocemos -se discutió el año pasado, aunque no me tocó ser parte de ese debate parlamentario- que el transporte público requiere subsidio estatal en todas las grandes ciudades del mundo.
El aporte de los 400 millones de dólares adicionales, en definitiva, da cuenta de una realidad que se ha impuesto. Ya tendremos oportunidad de realizar la discusión sobre ese asunto.
Por lo pronto, señor Presidente, de acuerdo con la información emanada del Panel de Expertos, resulta claro que, si no entregamos al Transantiago las platas que se solicitan, el pasaje subirá en octubre y también, en noviembre. Y no queremos eso para quienes usan el transporte colectivo.
Pero también deseamos que en las ciudades de las Regiones se mejore el transporte público. Una persona que vive en Colbún -perdonen que use de ejemplo una comuna de mi circunscripción- debe pagar 700 pesos por trasladarse de ese lugar a Linares, sin posibilidad de transbordos ni de un transporte digno y adecuado ni de paraderos que correspondan a la modernidad.
¡Eso no lo queremos!
¡Por eso exigimos el "espejo" para las Regiones!
¡Por eso nos pareció razonable que se repitiera el criterio utilizado en el Gobierno de la Presidenta Bachelet!
¡Y por eso le representamos al Ministro -y él lo sabe- el hecho de que la actual Administración viniera a pedirnos lo mismo que nos había negado siendo Oposición!
Sin embargo, creemos que el interés público es más relevante; que las Regiones son las importantes, y que 100 millones de dólares anuales más para estas constituyen un tremendo logro que deriva del trabajo desarrollado entre Gobierno y Oposición.
Por lo anterior, señor Presidente, vamos a votar favorablemente este proyecto de ley.
He dicho.