Valparaíso | Prensa Parlamentaria
Critican baja del presupuesto destinado para la ciencia en 2018
La Comisión de Desafíos de Futuro se encuentra estudiando el proyecto de ley que crea una nueva institucionalidad para la Ciencia, para la cual "se requieren recursos suficientes".
Publicado el: 15/10/2017

Imagen foto_00000014Su preocupación y molestia expresaron el presidente de la Comisión de Desafíos del Futuro, Guido Girardi,  Premios Nacionales, científicos y académicos por la constatación de una rebaja en los recursos destinados a la ciencia en el marco de la tramitación del proyecto de ley de Presupuesto 2018. En esa línea, anticiparon que solicitarán una reunión con la Presidenta de la República.

 

El parlamentario junto al doctor en bioquímica, Alexis Kalergis, el prorrector de la Universidad de Chile, Rafael Epstein y los Premios Nacionales de Ciencia, María Cecilia Hidalgo (2006) y Juan Asenjo (2004) denunciaron que los recursos destinados a Ciencias para el 2018 no sólo no se incrementaron, como el Gobierno se había comprometido, sino que disminuyeron lo que consideran “un atentado al desarrollo del país”.

 

El senador Girardi afirmó que Chile “tiene múltiples oportunidades –energía solar, eólica, astronomía, litio, etc.- pero necesitamos una política de ciencias para aprovecharlas. Para eso creamos el Ministerio de Ciencia pero será un elefante blanco si no va acompañado de los recursos necesarios”.

 

Cabe recordar que el proyecto que crea la nueva institucionalidad para la ciencia se encuentra cumpliendo su primer trámite, en el Senado.

 

El parlamentario explicó que “sistemáticamente con la Academia de Ciencia hemos advertido que Chile tiene uno de los presupuestos más bajo del planeta, el 0,38% del producto en el 2017 es una vergüenza que no permite avanzar. La OCDE tiene como promedio 2,5; Argentina tiene un punto del PIB y Corea está entre 5 ó 6 puntos”.

 

Recordó que “en 2016 rechazamos dos veces el presupuesto para este año y pensábamos que había un mínimo de sentido común, pero en el informe que hace la Unidad de Asesoría Presupuestaria del Senado -que es una comisión experta- nos encontramos una dolorosa sorpresa, la partida de Ciencia en vez de aumentar disminuyó. De los actuales US$ 697.982 millones pasó a US $682.542 millones. Se destina más al Transantiago (US$ 1.400 millones en subsidio y espejo) que a la Ciencia. Yo no voy a aprobar el presupuesto de la nación no solo la partida de Ciencia porque creo que le hace mal a mi país”.

  

LLEGAR EN CUATRO AÑOS AL 1%

 

Por su parte, Cecilia Hidalgo, presidente (s) de la Academia de Ciencias, afirmó que “existe consenso que necesitamos Ciencia para que Chile sea un país más desarrollado. La OCDE el 2015 recomendó que Chile debía avanzar hacia una sociedad del conocimiento. Tenemos mucha gente con talento para generar conocimiento en todas las áreas en nuestro país, sin embargo no les podemos dar cabida. Perdemos talentos en una forma inaudita porque no logramos que el país se tome en serio apoyar la ciencia con recursos adecuados. Estamos cometiendo un tremendo error e hipotecando el desarrollo si no apoyamos en forma decidida la inserción de los jóvenes que sí quieren volver a entregar su aporte Chile”.

 

Mientras que para el Premio Nacional de Ciencias, Juan Asenjo, “quienes prepararon ese presupuesto no quieren que Chile sea un país desarrollado. Países como Marruecos, Vietnam, Turquía entendieron el problema e invierten más del 1% del PIB en Ciencia y Tecnología. En 2014 la Academia presentó un estudio para incrementar de manera inteligente el presupuesto y en cuatro años llegar al 1 del producto”

 

Para el prorrector de la Universidad de Chile, Rafael Epstein, “acá hay un error, una equivocación porque el país no puede progresar sin un fuerte compromiso en los presupuestos de Ciencia y Tecnología, pero estoy contento de ver cómo el Congreso hace su labor y trabaja explicándole al país de manera respetuosa como se tiene que arreglar esto y hacer conciencia en los actores que deben corregir esta situación”.

  

En tanto, Alexis Kalergi, científico y académico de la Universidad Católica, señaló que “la ciudadanía tiene absoluta claridad que la ciencia puede resolver problemas que tiene Chile como la Salud, la educación, energía, comunicación etc. Pasamos la etapa de la ciencia básica, que sin duda es muy importante fortalecerla porque es el sustento para la innovación, pero estamos en una etapa donde Chile tienen claridad que puede innovar en base a la ciencia”.